chaos

Abrazando el Caos

Como empresarios, no somos ajenos a trabajar en ambientes de negocios caóticos. Siendo muy realistas siempre estamos empujando al negocio con el fin de tener éxito a una escala más grande. Pero también es cierto, que anhelamos consistencia y estabilidad. En un mundo de cambios constantes, incertidumbre y pocas probabilidades, la estabilidad es una señal de éxito y lo vemos como el logro de un sueño. Pero por desgracia, la estabilidad puede crear una falsa sensación de seguridad y taponear los sentidos empresariales. Lo sé porque caí en esa trampa: yo me sentía cada vez más cómodo con mi éxito empresarial, hasta que la industria en que trabajé por más de 15 años se volteó al revés. Me sobrevino más caos de lo que podía haber imaginado, y tuve que decidir o: quedarme con lo que sé y tengo; y luchar con eso, o abrazar el caos de hoy y reinventarme.
El caos trae consigo una oportunidad increíble para aquellos que están dispuestos a abrazar la incertidumbre, eso significa abandonar la zona de confort e iniciar un nuevo negocio. Estas son algunas de mis lecciones aprendidas que comparto aquí:

El caos y el cambio son una constante- hay que aceptarlo, abrazarlo y utilizarlo.
El caos y el cambio siempre están presentes en los negocios. Hay que aceptar esto como una realidad constante, utilizarlo como una poderosa fuerza motriz para siempre innovar. Las presiones en industria de la construcción se han centrado en gran medida en la reducción de los presupuestos y en cambio radical de la idea sobre cómo construir una marca. Se trataba de desafiar esto o intentar cambiar la mentalidad de nuestros clientes, así que decidimos reestructurar e ir adaptando conforme se iba requiriendo nuestro modelo de negocio.

Estar 100% seguro de con quién hacer negocios.
En tiempos de incertidumbre, es esencial saber con quién estás realizando negocios y a quién tienes en tu equipo. La lección más importante para mí surgió de enfrentar el caos con la gente que conozco muy bien y que no se inmutaron ante la adversidad, no buscaron rutas fáciles. Hoy prefiero dedicar más tiempo para conocer a la persona, en lugar de solo fijarme en todas las pruebas psicométricas.

Piensa en grande, pero sigue siendo ágil.
Dentro de un ambiente caótico, todo es un desafío. La presión vendrá de todos los ángulos y de las fuentes más inverosímiles. Como tal, es esencial para mantener la confianza, soñar en grande y actuar en grande, pero seguir siendo lo suficientemente pequeño como para cambiar con rapidez. Con un equipo ágil y dinámico, usted puede hacer frente con mayor eficacia a la competencia de cualquier retador.
Todo es cuestión de la reciprocidad
Tengo un socio de negocios que siempre me dice: “Lo que va, vuelve”, o lo que es lo mismo “lo que siembras, cosecharás”. Primero hay que hacer el trabajo bien hecho, y el dinero viene después, esto ha demostrado ser un principio decisivo para nosotros.
En conclusión el caos, mientras más rampante sea, puede ofrecer una gran oportunidad si decide verlo de esta manera. Si acepta la incertidumbre, deberá seguir creyendo en usted mismo, seguir soñando en grande, seguir confiando, contar con las personas adecuadas y siempre tratar de hacer lo mejor para los demás.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *